remolino pausado

Mi día se diluye
en una vía láctea deprimida de jabón
hacia un río que será más sucio.

Murió jazzístico un señor
que escuchaba caravanas rítmicas,
terminó el programa, se apagó la radio.

Pasa el basurero y lleva los pedazos
que diseminaron los perros humanos,
el mundo es un locutor cascado.

Ella quiere bucear y yo veo remolinos,
ella se desviste y yo acabo la jornada
escribiéndole un jaicu en el culo.

con una pluma
las hormigas se posan
en piel de seda

Acerca de Fernández de Palleja

Treinta y Tres, de ahí vengo.
Esta entrada fue publicada en haiku, jaicu, poema. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a remolino pausado

  1. >la palabra diseminado es parecida a inseminado.sé que lo del locutor cascado no persigue sentido alguno, además del sonoro.

    Me gusta

  2. Ignacio dijo:

    >todo un sema… rodríguez tabeira se me coló en el poema…

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s