Muestras de Mankell

 

En el marco de mi campaña MANKELL AL NÓBEL AUNQUE SEA SUECO, dejo a la deriva estos fragmentos de hielo. Sólo son recortes de la tierra helada de “Viaje al fin del mundo” del susomentado escritor, nada más que mínimas ondulaciones visibles de una masa verbal muy apropiada para hacer un larguísimo viaje en un ómnibus que para hasta donde no hay pueblos. Las cuatro novelas encadenadas, que tienen como protagonista a un Joel que va creciendo, tienen un relato lineal inevitable. No es posible dejar de identificarse con la cabeza de un niño adolescente que, por culpa de la soledad, piensa. ¿No le pasa eso a los escritores?

“De repente Joel piensa que [su padre] parece un niño pequeño allí sentado en el escaño con sus grandes puños delante de él sobre la mesa. Unos puños grandes y toscos. Sin embargo hoy parecen pequeños. También las manos pueden parecer tristes.”

“En la cervecería solamente servían un plato, que todo el mundo llamaba ‘El estofado de Ludde’. Sara le había explicado una vez a Joel que Ludde tenía su bar desde hacía más de veinte años. Y durante todos esos años había servido ese mismo estofado. De vez en cuando Ludde le echaba nuevos trozos de carne y removía la espesa salsa marrón. Pero en realidad era la misma comida la que había estado al fuego durante veinte años. Una vez que Joel había tenido hambre, Sara le sirvió un plato. Mientras se lo comía Joel pensaba que estaba comiendo algo que había estado haciéndose al fuego desde antes de que él naciera.”

“También decidió que dejaría la bici en su sitio. Podía ser agradable probar las botas, dar patadas en la fina capa de nieve polvo. Pero en el mismo momento que empezó a bajar la escalera se dio cuenta de que se le habían quedado pequeñas. Necesitaría un par nuevo. Pero, ¿cómo podría convencer a Samuel? Los zapatos eran caros.
‘Es caro ser pobre’, solía decir Samuel. Joel pensaba que casi comprendía lo que quería decir con eso.”

“Es entonces cuando recuerda el sueño que lo ha despertado. Estaba en medio de un riachuelo helado. No sabe por qué está ahí.

Al final ya no queda nada. Unos cocodrilos blancos y fríos intentan atraparlo. Y él cae. Cae directo entre sus fauces.”

“A veces Samuel puede ser bien extraño, pensó Joel. Extraño como los demás adultos. Piensan hacia atrás cuando deberían pensar hacia delante. Llega una carta de alguien de quien no sabes nada desde hace diez años. Y el labio inferior empieza a temblar. Pero cuando yo pregunto si nos iremos pronto de este agujero para hacernos a la mar, ni siquiera recibo una respuesta.”

Acerca de Fernández de Palleja

Treinta y Tres, de ahí vengo.
Esta entrada fue publicada en Henning Mankell, Literatura en general, Mankell al Nóbel aunque sea sueco. Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a Muestras de Mankell

  1. >Nacho:Tengo el libro acá desde hace meses, esperando. Lo leo y te comento.Un abrazo grande.LDL

    Me gusta

  2. >Me gustaron muchas de las citas que nos regalás, se ve que este sueco tiene “jeito” (¿?).La mejor:”Es caro ser pobre”Abrazo!A.A

    Me gusta

  3. Ignacio dijo:

    >El hombre las pega y las pega. Puse las citas porque es tan bueno que cualquier comentario le será injusto.

    Me gusta

  4. fernanda dijo:

    >Ah, ¡no lo conozco! Voy a ver si lo consigo. Me llama la atención cómo tradujeron lo de la nieve polvo, que es la nieve suelta, bien blanca y que hace un ruido muy raro cuando se la pisa. No sabía cuál era la palabra en español, en francés la llaman “neige poudreuse”.

    Me gusta

  5. Ignacio dijo:

    >Fernanda:Interesante. Te fijaste en algo a lo que yo no había dado la más mínima atención. Tal vez porque toda nieve me resulta rara.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s